Destinos de Aventura y Deportes en Perú

Destinos de Aventura en Perú

Hay un Perú de Aventura y excelentes escenarios para experiencias extremas.

Polifacético, así es el Perú. Su geografía así lo demuestra: una cálida costa desértica, una sierra imponente y una exuberante selva invitan a vivir todo tipo de experiencias extremas, en el que puedes practicar montañismo en la cordillera de los Andes, sandboard en las dunas costeras, canotaje en ríos o trekking en el Camino Inca.

Desde hacer surf sobre la ola izquierda más larga del mundo hasta caminar por los Andes a través de pueblos con tradiciones vivas, el Perú es el lugar ideal para los deportes de aventura. Más de 12,000 lagunas, nevados que superan los 6,000 metros de altura y los cañones más profundos del planeta son también parte de esta oferta cargada de adrenalina.

Aventuras y Deportes al aire libre en Perú

Perú país megadiverso: Costa a orillas del Pacífico con grandes desiertos, la cordillera de los Andes con cientos de nevados que superan los 6000 m.s.n.m.. y la exuberante Amazonía.

Andinismo, trekking, caminatas, excursionismo, escalada en roca, ciclismo de montaña, canotaje, kayaking, surf, windsurf, kitesurf, sandboarding y tubulares, parapente, ala delta, bungee, canopy, pesca de altura y off-road en 4x4 es parte de la oferta del Perú para la aventura y los deportes al aire libre que se pueden practicar en uno de los mejores escenarios del mundo.

En el Perú, a corta distancia se puede cambiar de escenario entre la costa, sierra y selva.

Andinismo, montañismo y deportes de nieve en Perú

La Cordillera de los Andes es, después de los Himalayas, la más alta del planeta. En la cordillera Blanca está el Huascarán, la montaña tropical más alta del mundo y decenas de nevados de más de 5,000 metros de altitud. Los Andes peruanos ofrecen montañas de alta, mediana y baja dificultad técnica, y la oportunidad de realizar primeras ascensiones y abrir nuevas rutas.

Las cadenas montañosas más conocidas son la Cordillera Blanca y Huayhuash, en el departamento de Ancash; Vilcanota y Vilcabamba, en el Cusco; Carabaya, en Puno; Chila, en Arequipa; La Viuda, en Lima, y Pariacaca, en Junín.

La Cordillera Blanca es la cadena montañosa tropical más alta del mundo y la capital peruana del andinismo. Congrega a 663 glaciares como el Huascarán (6 768 metros), el Huandoy (6 395 metros) y el Alpamayo (5 947 metros), dentro del Parque Nacional Huascarán. Ofrece buena accesibilidad, clima adecuado y cercanía a poblados con servicios de guías, porteadores y de rescate. Es la preferida por los escaladores europeos.

El montañismo encuentra en los Andes peruanos un escenario incomparable. Por ello, el Perú constituye un verdadero imán para los amantes del andinismo en América. Razones sobran: una concentración única de montañas (por tanto, sin aglomeraciones de escaladores); un clima benigno durante gran parte del año; y un acceso relativamente fácil a ambientes sin embargo totalmente aislados del trajín urbano. Una singular combinación que hace del Perú uno de los destinos más atractivos para los montañistas del mundo entero.

Trekking, caminatas y excursionismo en Perú

El Perú es un verdadero paraíso para los caminantes. Prácticamente la totalidad de la sierra, incluyendo valles, mesetas y cordilleras, alberga circuitos de trekking con mayor o menor grado de dificultad. Sin embargo, sólo algunos de ellos han sido «descubiertos» como rutas de trekking comerciales. El resto permanece inexplorado en espera de todo aquel que desee recorrer los mágicos caminos de los Andes peruanos, con su extra-ordinaria red de senderos precolombinos y sus más de 12,000 lagunas, con los cañones más profundos de la Tierra, glaciares y picos nevados, bosques y cascadas, hermosos poblados y, sobre todo, la gente más hospitalaria que se pueda imaginar. Los hay tan empinados que se pierden en abismos que quitan el aliento; zigzagueantes como serpientes gigantescas que se desplazan por las cordilleras; planos y tan largos que parecen perderse en la inmensidad del desierto; ocultos e imperceptibles entre la espesa vegetación de los bosques amazónicos.

Los circuitos más destacados son el Camino Inca a Machu Picchu, la cordillera Blanca, la cordillera de Huayhuash, el llamatrek Olleros - Chavín, la ruta del valle y cañón del Colca, la ruta de Choquequirao, la ruta del Ausangate y la ruta del Salcantay.

Ciclismo de Montaña en Perú

Conocer antiguas vías incas y preincas, sitios arqueológicos, pintorescos pueblos y el paso por diferentes pisos ecológicos en pocas horas, son el atractivo de recorrer el Perú en bicicleta. Existen lugares como Olleros (sur de Lima) donde se inicia un descenso de 3.600 metros en solamente 70 kilómetros de recorrido. Conocido mundialmente por el nombre de mountain biking, es el deporte de aventura de mayor crecimiento en el país.

En Cusco las agencias especialistas en turismo de aventura tienen diversas rutas que van desde la ciudad hasta la zonas arqueológicas cercanas. Cerca de la zona de los andenes circulares de Moray existe otra ruta muy interesante que pasa por las Salineras de Maras para bajar hacia el Valle del Urubamba o Valle Sagrado de los Incas. También han diseñado toda una aventura a pedal por la zona de Andahuaylillas hacia el Valle Sagrado y algunos de los tradicionales pueblos.

La inmensidad del Valle del Colca supera las profundidades del cañón (4160 metros). Es imponente el amplio y verde valle rodeado de altas montañas, donde anida y reina el cóndor. Son diversos los atractivos que muestra el valle del Colca como la andenería, las aguas termales, los pueblos y sus bellas iglesias. Gran escenario natural brinda diversos circuitos para los deportes de aventura como el ciclismo de montaña. Algunos programas parten desde la Reserva Nacional Salinas y Aguada Blanca o desde Patapampa para luego ir descendiendo hacia Chivay, pueblo que sirve como entrada al valle. Desde allí, los grupos de ciclistas pueden recorrer por diversos senderos y disfrutar de las tradiciones a la llegada a cada pueblo como Yanque y Cabanaconde.

Canotaje o rafting en Perú

El Perú tiene más de una docena de ríos que superan los 600 Km. de longitud y tan sólo los 5 ríos más largos totalizan cerca de 7,000 Km. de recorrido dentr del Perú. Los ríos surcan tierras en la costa, sierra y selva y la fuerza del agua de algunos ríos permite la práctica del canotaje o rafting, un deporte de pura adrenalina. Internacionalmente, los rápidos son clasificados en una escala del I al VI según su dificultad. Para el canotaje en Perú los ríos más conocidos son el Apurímac (clase II y V), el Cotahuasi (clase V) y el Tambopata (clase III y IV). Este deporte se practica sobre balsas inflables o rafts, impulsadas a remo y generalmente timoneadas desde la popa, a través de las turbulentas aguas de los ríos.

En los diversos ríos de menor grado de dificultad, donde se practica también el canotaje o rafting, se puede navegar kayaks, especialmente en apacibles lagunas que encontramos en las diversas regiones del país, con adecuados servicios que permiten alquilar las embarcaciones.

Surfing en Perú

Las playas del Perú son conocidas por los expertos por ser de las mejores del mundo para correr olas. El oleaje es permanente durante todo el año con olas chicas, grandes, largas, tubulares, altos picos, campanas y un gran número de rompientes muy cercanas una de la otra. La costa central tiene oleaje permanente durante el invierno (abril a setiembre), mientras que la costa norte ofrece sus famosas "crecidas" entre los meses de octubre y marzo.

Las mejores playas son: Cabo Blanco, Lobitos, Chicama –con la ola izquierda más larga del mundo–, playas al sur de Lima, Huanchaco, Pacasmayo y Los Órganos.

Existe una teoría que afirma que fue en el antiguo Perú donde se han encontrado las primeras evidencias de hombres cabalgando sobre las olas sobre balsas de fibras de totora, como lo atestiguan los textiles y ceramios de varias culturas prehispánicas. Dicha práctica, con más de 2000 años de antigüedad en el Perú, continúa siendo empleada por los pescadores de las caletas norteñas de Huanchaco, Santa Rosa y Pimentel, en los departamentos de La Libertad y Lambayeque, quienes ingresan al mar para pescar sobre caballitos de totora.

Kitesurfing y Windsurfing

Los mejores vientos para la práctica de estos dos deportes intensos están en la zona de la bahía de Paracas (Ica) y en Máncora (Piura), dos importantes destinos turísticos con adecuada infraestructura hotelera y servicios, además de alquiler de equipos e instructores para las recomendaciones pertinentes.

De abril a noviembre las playas de Máncora, con vientos de hasta 30 nudos o más, se convierten en verdaderas pistas de vértigo. Tres Cruces o Lobitos cuentan con viento parejo y fuerte y El Golf tiene olas tipo beach break. La Laguna, a 2 Km. al norte del point de surf de Máncora, casi pegada al mar, es ideal para practicar saltos. El paisaje es hermoso y el atardecer inolvidable.

En la bahía de Paracas, al sur de Lima, los vientos son confiables (hasta 10 nudos), el mar es poco profundo y el clima agradable (soleado todo el año). Con vientos laterales hacia la orilla el retorno al punto de partida está asegurado. La forma en U del lugar garantiza que en caso de algún contratiempo el deportista será arrastrado siempre cerca a la costa.

Sandboarding y Buggies

Deslizarse en una tabla cuesta abajo sobre las grandes dunas es un un deporte de aventura extendido en varios departamentos del Perú. El sandboarding se inició en Ica, luego pasó a Nazca, en Cerro Blanco (2,078 m.s.n.m.), la duna más alta del mundo, especial para expertos.

En muchas zonas desérticas de la costa peruana se aprovechan las dunas para practicar el sandboarding, como en Sarapampa (Lima), Camaná (Arequipa) y Acarí (Arequipa), en la segunda duna más alta del mundo 2,068 m.s.n.m.

Los estilos para el deslizamiento han sido casi copiados de las técnicas del snowboarding: el slalom (zigzagueo de banderines), boardercross (competencia con obstáculos entre 2 a más participantes), slopestyle (maniobras con estilo en rieles y rampas) y big air (saltos gigantes sobre una rampa).

El equipo consta de una tabla (sandboard) con agarradera en los pies, casco, coderas, rodilleras, lentes especiales para arena y resistentes a caídas. Se recomienda vestir con ropa cómoda y contar con el asesoramiento de especialistas vinculados a empresas que alquilan las tablas o agencias de viaje que priorizan los deportes de aventura.

Por la cantidad de dunas y sus inclinaciones, Ica es campo propicio para la práctica del sandboarding. La zona del oasis La Huacachina es el lugar más concurrido (más información).

Aventura y deportes extremos en Perú

  • Aventura y Deportes al aire libre en Perú

    Aventura y Deportes al aire libre en Perú

    © PromPeru - R. Uccelli

  • Parapente en Lima

    Parapente en Miraflores, Lima

    © PromPeru - C. Ibarra

  • Parapente en el Valle Sagrado de los Incas

    Parapente en el Valle Sagrado de los Incas

    © PromPeru

  • Kitesurfing en Paracas

    Kitesurfing en Paracas

    © J. Mazzotti

  • Camino Inca a Machu Picchu

    Camino Inca a Machu Picchu

    © PromPeru

  • Andinismo en la Cordillera Blanca

    Andinismo en la Cordillera Blanca

    © PromPeru

  • Kayaking en el Río Tambopata

    Canotaje en el río Tambopata - Reserva Nacional de Tambopata

    © Rainforest Expeditions

  • Surfing en Cabo Blanco

    Surfing en Playas del Norte
    © PromPeru

  • Surfing en Chicama

    Surfing en Chicama
    La ola izquierda más larga del mundo
    © PromPeru

  • Aventuras en el desierto de Paracas

    Sandboarding en Ica

    © PromPeru

  • Aventuras en el desierto

    Aventuras en el desierto - Paracas, Ica

    © PromPeru - M. Garro